Google+ » Auto-castigo

Auto-castigo

 El diccionario no define auto-castigo.

Auto-castigo

 

Según el diccionario castigar es:

 

  1. Ejecutar algún castigo en un culpado.
  2. Mortificar y afligir.
  3. Estimular con el látigo o con las espuelas a una cabalgadura para que acelere la marcha.

 

 

 

Y Castigo:

 

  1. Pena que se impone a quien ha cometido un delito o falta.
  2. Enmienda, corrección de una obra o de un escrito.

 

 

El auto-castigo es el castigo que nosotros mismos nos infligimos.

 

Si tomamos las definiciones del diccionario,el auto-castigo quiere decir que nosotros mismos nos estamos castigando, y entonces ¿Por qué nos causamos castigo?

 

Si nos auto-castigamos es por algo, ese algo también dice el diccionario que se ejecuta un castigo en un culpado. Por lo tanto nos auto-castigamos por que sentimos culpa.

 

Y ¿por qué sentimos culpa y nos establecemos auto-castigo?

 

Porque tenemos la creencia interior de que somos pecadores. Creencia aprendida y recibida a través de generación en generación, la creencia de auto-castigo y pecado está incrustada hasta en nuestras células.

 

El pecado y la culpabilidad son como una gran montaña que se eleva ante nosotros y que forma una espesa muralla que no nos permite establecer comunidad basada en el amor incondicional con las demás personas, ni con Dios.

 

Nuestra esencia natural es Divina, es decir, ser y estar en comunión con Dios constantemente, y eso no es posible con esa muralla de la cual hablábamos anteriormente.

 

La culpabilidad crea desconfianza e inseguridad, en uno mismo y en los demás, por eso buscamos el auto-castigo, por la la creencia que también tenemos de que vamos a redimir los pecados a través de ello (el auto-castigo).

 

El ego utiliza esa arma del auto-castigo porque tenemos esa creencia de que eso nos redime y esa es una de las funciones del ego la de protegernos.

 

Ese es un estado que ha durado muchos tiempos (siglos) el de la culpabilidad y el auto-castigo, y con ello nos hemos alejado más y más de la comunidad con Dios y con nuestro hermanos de actividad en nuestro planeta Tierra.

 

La culpabilidad, el pecado y el auto-castigo son ideas de hostilidad que tenemos en nuestra mente, en nuestros pensamientos y en nuestros sentimientos, y eso es lo que atraemos a nuestros mundos y a nuestra percepciones.

 

Esas ideas de hostilidad o actitud mental nos quitan amor, energía, vitalidad, entusiasmo y causa destrozos en nuestra mente, cuerpo y mundo. Sus consecuencias son: falta de salud, armonía, poder, falta de autoestima, de riqueza, en fin muchas y muchas cosas.

 

Y ¿qué hacer con respecto a estas ideas de culpabilidad, pecado y auto-castigo?

 

Evidentemente la mayoría de las personas no tienen consciencia de que tenemos esas ideas en nuestra mente, ya que están alojadas en nuestro subconsciente y muy protegidas por el ego.

 

Por lo tanto para poder trascender estas ideas y por ende al ego, es indispensable que nos conectemos con Dios y nuestra presencia interior, y para ello es indispensable usar el perdón.

 

Así es, el perdón es la puerta que conduce a la felicidad,y la felicidad es plenitud y plenitud es ser y estar plenos, es ser y estar llenos de Dios y todas sus virtudes (paz, amor, poder, abundancia, etc.), el perdón es lo que tenemos que aprender y usar para dejar el auto-castigo y todas las ideas que lo provocan.

 

Perdona-te y perdona para que seas feliz.

 

Muchas Bendiciones.

Yoshua y Ziulek de Los Angeles.

Emprendedores del Camino a La Luz.

 

Tu participación es importante, por favor déjanos tu comentario acerca de este artículo Auto-castigo.

 

 

Entradas Relacionadas

Publicada: septiembre 23, 2012, 18:33 | No hay comentarios en Auto-castigo
Category: Espiritualidad, Reflexión, Unificación

Deja un comentario