Google+ » La respuesta.

La respuesta.

La respuesta apropiada.

respuestaEn este artículo estoy hablando acerca de la respuesta que tenemos con respecto a las situaciones que podemos tener en un momento dado en el transcurso de la vida.

 

¿Sabes que la mayoría de las veces reaccionamos y no damos respuesta apropiada?

 

Así es, en el transcurso de la vida reaccionamos a las situaciones y no damos respuesta a las situaciones. Hay una diferencia notable a lo que es reaccionar y a lo que es responder.

 

La reacción es un impulso inconsciente a un estimulo que se te presenta de manera inesperada o puede ser esperada, es impulso que generalmente está basado en el miedo, como la mayoría de las programaciones que tenemos guardadas en nuestro inconsciente.

 

La reacción es una acción con falta de reflexión o de interiorización, es una acción impulsiva y emocional.

 

La respuesta es otra cosa.

 

La respuesta es algo que se diferencia notablemente de la reacción, como dije antes. Es una acción reflexionada e inteligente a un estimulo externo. Es una acción en la que antes hemos pensado en las consecuencias o hemos interiorizado para obtener respuestas y soluciones.

 

La respuesta no es impulsiva ni emocional, es pensada y reflexionada.

 

Imagínate como funcionaria el mundo si todas nuestras mayorías de acciones fuesen respuestas y no reacciones; habría menos gente en la cárcel, habría menos maldad en el mundo, menos pobreza y más libertad.

 

En este caso, evidentemente no estoy hablando de los momentos en que se te presenta alguna emergencia; como por ejemplo si viene un león a comerte, allí indudablemente es mejor reaccionar, es decir salir corriendo, no vas a permitir que te coma.

 

Estoy hablando de las situaciones en las cuales generalmente tenemos que tener respuesta y no reacción, es decir como por ejemplo cuando estamos en una discusión, o cuando se nos presenta un conflicto.

 

El gran secreto para tener respuestas apropiadas y correctas es a través de nuestra conexión con nuestra Presencia Divina; así es, te sugiero que la próxima vez respondas y no reacciones a las circunstancias que se te presenten; es como te dije en el artículo anterior paciencia ante las dificultades.

 

Comienza a interiorizar y a conectarte con tu Presencia Divina e Interior, allí encontraras las respuestas a todas tus dudas e incertidumbres, con una práctica constante esto se te hará cada vez más fácil y las respuestas te vendrán más rápido.

 

Muchas Bendiciones.
Yoshua y Ziulek de Los Ángeles.
Emprendedores del Camino a La luz.

Por favor, tu participación es importante, déjanos tu comentario acerca de este artículo: La respuesta.

Entradas Relacionadas

    Publicada: octubre 27, 2014, 15:59 | No hay comentarios en La respuesta.
    Category: Espiritualidad, Reflexión

    Deja un comentario