Google+ » Paz mental

La transformación interior es importante.

La transformación interior

 

¿Por qué la transformación es importante?

 

Todo aquello que estás percibiendo en tu mundo, es producto de alguna creencia y pensamiento que está en tu mente.

 

Por lo tanto para poder percibir cosas distintas es necesario aplicar la transformación interior, es decir la transformación de tu mente. La transformación interior proviene de la Presencia de Dios en ti.

 

Existe la tentación de solucionar los problemas y situaciones difíciles, que se nos presentan constantemente, a través de herramientas, o a través de conseguir un alivio por circunstancias u objetos externos; y esto nos da, generalmente satisfacciones, pero existe un inconveniente muy fuerte con esto, y es que esta satisfacciones son pasajeras e ilusorias, ya que realmente se te vuelven a presentar las mismas situaciones o problemas un tiempo después, en escenarios distintos.

 

Por eso es importante aplicar la transformación interior, para que realmente encuentres sanación y no vuelvas a pasar, en diferentes tiempos, por situaciones similares en escenarios distintos.

 

La transformación interior es arreglar lo echado a perder en nuestra mente, es sanar las causas de los problemas, para que así puedas percibir mejor y de manera clara.

 

El acudir a resolver los problemas o situaciones difíciles, sin estar a la altura, es como acudir a ciegas, es decir, como tratar de resolver las situaciones con los mismos elementos de siempre y por lo tanto seguir teniendo los mismos resultados o peores.

 

Utiliza la transformación interior.

 

La transformación interior es plantear todas nuestras cosas y necesidades a Dios, para que sea esa Presencia divina, la que intervenga y así fluya en ti y puedas sanar las causas de las situaciones difíciles que estás percibiendo y puedas actuar de acuerdo a su sabiduría.

 

Entonces es cuestión de interiorizar, para llevar a la reflexión profunda el porque de lo que estamos viviendo y ponerlo en manos de Dios para su resolución.

 

Mantienes tu relación interior con tu Presencia divina a cada instante, (aunque no tengas consciencia de ello), y llevar todas tus cosas a esa Presencia divina es producir la transformación interior de todas las causas de esas situaciones por las que estás pasando, y así sanarlas de forma y de fondo.

 

Recuerda siempre, toda cosa o situación, que necesitas solucionar, es indispensable solucionarla donde se originaron, y todas se originaron en tu mente, por lo tanto, tienes que solucionarlo allí, en tu mente; pero además necesitas la ayuda de algo superior y ese algo superior está en ti.

 

Llama a la Presencia Divina en ti para la solución de todos tus problemas, y así producir la transformación interior, para que puedas percibir felicidad y abundancia.

 

Muchas bendiciones.

Yoshua y Ziulek

Emprendedores del Camino a La luz.

 

Tu participación es importante, por favor déjanos tu comentario acerca de este articulo: Transformación interior.

 

 

Entradas Relacionadas

La importancia de ser constante en conseguir la paz mental.

 

paz mental

La paz mental es el elemento más importante para que podamos funcionar en el mundo de manera armónica y exitosa. Con la paz mental, es la unica manera de que podamos tener contacto con laq divinidad que está en nuestro interior.

 

En el mundo de hoy en día, existen y los puedes encontrar con mucha facilidad, una gran cantidad de métodos que te ofrecen el alcanzar logros de metas y éxitos con mucha soltura, pero ninguno de ellos es provechoso si carecemos de paz mental. Es decir que la paz mental es el inicio de todo éxito y logro de metas.

 

Nos han enseñado que hay que trabajar duro para conseguir todo aquello que queremos, pero no nos han enseñado que realmente para conseguir lo que queremos tenemos que trabajarlo primero en nuestra mente, y para que eso sea posible es imperioso que estemos en paz mental.

 

Cuando estamos dormidos, o no estamos en conciencia y fe de nuestra presencia de Dios interna, nos convertimos en victimas del mundo, con todas sus energías de negatividad, vergüenza, culpabilidad, miedo; en fin con todas esas energías que acostumbramos a llamar negativas.

 

En un gran numero de veces conseguimos metas que nos establecemos, y nos sentimos exitosos, pero al cabo de un tiempo volvemos a estar en decadencia emocional (que puede ser de cualquier cosa), debido a que ese éxito no está establecido sobre la base firme que representa el tener o haber tenido la guía divina, y que se logra a través de la paz mental.

 

Entonces, podemos tener una gran cantidad de métodos o formas que parecen deslumbrantes, para lograr éxito y metas en la vida; pero todos ellos se convierten en harapos cuando no hay existencia de paz mental, y sin existencia de paz mental nos mantenemos distanciados de nuestra esencia original.

 

La paz mental es la base de todo éxito.

 

Es importante tener consciencia de que en la paz mental reposa la fuerza y el poder, para que las cosas se hagan provechosas, exitosas y permanentes. Algo duradero en el tiempo, y que lo trasciende, solo se puede conseguir con el trabajo constante en la paz mental.

 

Un estado mental que no está en paz, conduce al desorden, al desconcierto y con ello al fracaso tarde o temprano. Nuestro estado mental determina todas nuestras experiencias. Si no estamos en paz mental, estamos propensos a permitir la entrada de energías de duda, ansiedad y de toda información de un mundo basado en el miedo.

 

Y cuando uno se ve perturbado en su mente por estados de animo provocados desde el mundo externo, mediante miedos, todo eso conduce constantemente a experiencias dolorosas y ademas, lo que es peor perdemos la consciencia de nuestro poder interior.

 

Hay un sin numero de personas que constantemente están sumergidas en la agitación y estrés del mundo exterior; no buscan descanso ni paz mental, y esto impide toda integridad y plenitud en ellas, e incluso con esta actitud representan un peligro para si misma.

 

Cuando nuestra mente está en un estado de paz mental, la sabiduría interior se manifiesta y se recibe toda respuesta que nos establecemos.

 

El humano poderoso, sea como fuese el mundo que lo rodea, jamas pierde su naturaleza esencial, una naturaleza esencial que se reconoce a través de la paz mental. Con la paz mental se tiene la intuición constante para caminar en el mundo sin dificultades ni sobresaltos. El flujo de abundancia, paz y seguridad de Dios fluye constantemente a través de una persona que está en paz mental, y con este flujo alcanzar el logro de metas y propósitos.

 

Entonces antes de utilizar cualquier método o sugerencias del mundo, recuerda siempre que la presencia de Dios está en ti, y que Dios es felicidad total; recuerda que logras conectarte con esa felicidad, y con la sabiduría y el poder de Dios, unicamente estando en paz mental, y que lo imperativo y básico para que realmente consigas cambios en tu vida, es con la constancia de lograr la paz mental, y a partir de allí, todo lo demás.

 

Muchas Bendiciones

Yoshua y Ziulek

Emprendedores del Camino a La Luz

Tu participación es importante, por favor déjanos tu comentario acerca de este articulo: La constancia en la paz mental.

 

 

 

 

 

Entradas Relacionadas

Porque la comunidad con Dios es la excelencia.

 

comunidad con DiosLa comunidad con Dios es lo mejor porque es lo real.

Adherirse a nuestra Divina Presencia es recibir la guía apropiada en todos nuestros asuntos,

para conducirnos de forma excelente en todos nuestros caminos.

 

El mundo nos influye muy a menudo con sus eternos mensajes de preocupación,

maldad, sacrificios y un sin numero de energías que nos perturban; esto produce

dudas, incertidumbres y vacilaciones, y en consecuencia nos establecemos en

nuestro interior, el que no consigamos un centro firme para la realización de la

comunidad con Dios.

 

El miedo, la ansiedad, la duda y la incertidumbre son ilusiones de nuestro

ego, y producto de nuestra falta de comunidad con Dios, y esto produce en

nosotros, estados de animo no adecuados, que llevan a acciones no

adecuadas también, que molestan nuestra paz mental y bloquean nuestro camino a

la felicidad.

 

Mas, si uno está consciente de esta situación y llama a Dios en plena fe,

clamando su ayuda, bastará un simple destello de energía del Divino Creador

para subsanar cualquier cosa.

 

La enegia divina si bien se rezaga, no se separa de nosotros a pesar de las

circunstancias, la comunidad con Dios, si nosotros lo permitimos, nos influye y

nos inspira para salir con bien de todas ellas.

 

 

La comunidad con Dios es el dejarse conducir y esto nos lleva a la fortuna, al

éxito, a la victoria y a la felicidad.

 

 

Cuando estamos en comunidad con Dios permanecemos libres de defectos, y en

nuestra fuerte relación interior de correspondencia y comunidad con Dios, nos libra

de ser influenciados por el mundo de manera incorrecta y contraria a la

felicidad.

 

En tiempos que vamos aumentando nuestro acercamiento a lo Supremo y que

vamos reforzando nuestra comunidad con Dios, el camino a seguir en el mundo o en

nuestro plano terrenal, no se elije al azar sino que es influenciado por nuestra

Divina Presencia, y por este motivo de su influjo interior se ejercen sus

efectos de manera favorable en el mundo.

 

En el universo existen solamente dos energías de atracción y estas son el

amor y el miedo. Nosotros a través de los tiempos, a esta energía de miedo le

hemos dado distintos nombres, como por ejemplo: preocupación, dolor estrés,

depresión, etc.

 

Estas percepciones de miedo en sus distinta formas, nos conduce a menudo a

estados indeseados en distintos aspectos de nuestra vida y con ello no se siente

la fuerza necesaria para seguir avanzando.

 

Sin embargo al realizar la comunidad con Dios y someternos a su influencia,

se adquiere el sostén para retomar la fuerza y la fe para seguir adelante.

 

Recuerda siempre que toda indecisión de conectarnos y de establecer la

comunidad con Dios es producto de algún miedo interior, tenga la forma que tenga

este miedo, y allí es preciso tener fe y tomar la decisión firme de realizar con

mayor ahínco esa comunidad con Dios.

 

La falta de comunidad con Dios provoca una mente dispersa e insegura.

 

Nuestra mente está constante e insistentemente lucubrando en nuestros

pensamientos, que van y vienen de manera incesante acerca de los problemas y

circunstancias de la vida y esto frena nuestra facultad de decidir, haciendo que

seamos llevados por el mundo a la deriva.

 

Pensar y cavilar reiteradamente como lo hace la mente de nosotros

comúnmente, provoca el aporte de afecciones, dolencias y carencias una y otra

vez, y por ende la mortificación y con ello la inacción o bloqueo de la acción

efectiva.

 

Es importante establecer la comunidad con Dios a través de la paz mental y

del acercamiento a lo Supremo para asi poder expresar completamente nuestro

verdadero lugar en la vida y contribuir con nuestro entendimiento al beneficio

de la humanidad y de nosotros mismos.

 

Con nuestra comunidad con Dios se incrementa la energía amorosa de la

divinidad en nosotros y esto redunda en beneficio de todas nuestras acciones.

Mediante la perseverancia en la comunidad con Dios se tendrá éxito y se

encontrará el camino adecuado en todos nuestros asuntos, teniendo la certeza de

que todas nuestras necesidades serán cubiertas en abundancia.

 

Hazte el propósito de alcanzar la comunidad con Dios y ten fe y confianza de

que el Supremo Poder en ti, te guiará en todos tus caminos y sobre todo en el

camino a la felicidad perfecta.

 

 

Entradas Relacionadas

Publicada: septiembre 11, 2011, 19:10 | No hay comentarios en La Comunidad con Dios
Category: Espiritualidad, Reflexión, Unificación


Como obtener seguridad y felicidad a
pesar de los cambios.

seguridad y felicidadNosotros tenemos falta de seguridad y felicidad,
ya que el mundo se mueve bajo una ley de ciclos
constantes que llevan a cambios periódicos y esto se
refleja en todos los aspectos de la vida y del universo.
En el universo todo está en movimiento y nada es estático.

Todo se mueve en un ciclo de nacimiento y muerte. Es como el recorrido de la
tierra alrededor del sol, que establece un ciclo anual de cuatro
estaciones,(primavera, verano, otoño e invierno), o lo que observamos del
movimiento de la luna a través de la tierra, que pasa por cuatro etapas en un
periodo de 28 días. Todo, absolutamente todo en el mundo, es cíclico.

Nosotros como humanos también pasamos o estamos en un constante cambio de
ciclos a lo largo de nuestra vida, y estos ciclos se manifiestan en diferentes
aspectos y pueden tener diferentes medidas, asi tambien pueden afectar nuestra
paz, seguridad y felicidad.

Para explicarnos un poquito en lo que queremos decir, te vamos a dar un
ejemplo: supongamos que una persona tiene un ciclo de vida en la tierra de 80
años y dentro de esa vida hay ciclos de niñez, ciclos de adolescencia y ciclos
como adulto; y dentro de estos ciclos de etapas de su vida también tiene ciclos
de circunstancias, como por ejemplo el ciclo de estudios, el ciclo de trabajo, o
de matrimonio, en fin creo que ya conseguiste la idea; osea podemos tener muchos
ciclos de distintas cosas a lo largo de nuestra vida.

Así mismo cuando nos establecemos metas en distintos aspectos de nuestra
vida, entre el establecimiento de la meta y la consumación de ella se establece
un ciclo de cambios. Y al culminar este ciclo ya estamos pensando en otro ciclo,
osea en el establecimiento de otra meta.

Todo esto trae como consecuencia que a veces, o muchas veces, yo diría que
casi siempre nos produce falta de seguridad y felicidad, ya que sentimos que no
estamos parados en piso firme, estamos constantemente cambiando de un ciclo a
otro.

Que es importante para que no sintamos esa falta
de seguridad y felicidad.

La falta de seguridad y felicidad es miedo y miedo es la falta de Dios, por
eso es importante establecer el acercamiento a lo Supremo como hablábamos en el
articulo anterior para que logremos seguridad y felicidad. El acercamiento a Dios
representa el crecer y hacerse grande y con ello tener o ser seguridad y felicidad.

El acercamiento a lo Supremo es el acercamiento sabio y esto constituye el
andar en equilibrio, sin que nada externo nos afecte, y con esto estamos en
seguridad y felicidad que nos corresponde como hijos de Dios que somos.

El andar junto a Dios en conciencia, es el andar por el centro, es el andar
en paz. La paz mental es el lazo que nos une con Dios, la paz es la puerta que
conduce al reino de Dios de seguridad y felicidad.

Nosotros como hombres y mujeres en el mundo, somos expresión de Dios y esto
representa que nos debe dar su inteligencia en todos los ciclos de la vida y que
así tengamos plena seguridad y felicidad en todo momento y lugar y en todos los
ciclos que constituyen nuestra vida en este plano terrenal.

Con el acercamiento a lo supremo, sentimos como Dios nos guía y nos protege
constantemente y así realizamos las acciones correctas. Sentimos como la
Presencia Divina gobierna todos nuestros actos. Sentimos como repercute todo
esto en seguridad y felicidad.

Recuerda siempre que el estar en presencia de Dios en conciencia es ser y
estar en seguridad y felicidad.

Entradas Relacionadas

 


La Paz Mental

Es importante que tu mente esté unida a la Presencia de Dios que hay en tí.


Cuando logras la paz mental a través de la
sintonía con Dios, logras la Paz en tu hogar y en todos los aspectos de tu vida y por ende logras todos los beneficios positivos que la vida en Dios te puede brindar, llámese Felicidad, Prosperidad, Armonía o Abundancia; es más puedes llegar a
disfrutar mucho más de lo que pudieras imaginar.

Por eso es determinante que nuestra mente esté en paz para poder lograr todas nuestras metas, si nuestra mente está en conflicto es más difícil que podamos lograrlas.

El sentido es que tengamos una voluntad mancomunada con Dios para el logro y para que esto suceda es beneficioso que mantengamos la mente en paz y que a través de ella pueda fluir la inspiración que viene de Dios.

La actividad humana ha de ser fomentada por Dios
a fin de compensar las insuficiencias del mundo y de esta manera la Bendición propia redunda en beneficio de la humanidad.

Al cultivar el trato con Dios nos unimos a sus
efectos y esto da como resultado un tiempo de florecimiento y
prosperidad tanto para ti, como para los tuyos.

Muchas Bendiciones

Yoshua y Ziulek

Emprendedores del Camino a La Luz.


 

Entradas Relacionadas

Publicada: julio 2, 2011, 19:09 | No hay comentarios en La Paz Mental
Category: Reflexión